TRAFICANTE DE VERSOS:CAPÍTULO IX.

 


… Monmuji había vivido sus primeros años de juventud en Alemania con su familia, en esos años Kelmera, su casera, había subido excesivamente la renta de la vivienda que ocupaban, obligando a Monmuji y su familia a buscar otras opciones para vivir en la vivienda, compartiendo dos de las habitaciones con otra familia que tenían un hijo de la edad de Monmuji, su nombre era  Liblover. Se trataba de un joven muy especial, con una espléndida mente creativa  que le permitía adaptarse a cualquier forma de arte, su educación había sido encaminada hacia el respeto de todo lo artístico ya que su madre era violinista en un teatro cercano y eso le permitía conocer mucha gente del mundo creativo. Él, fue el primero en ver la esencia de Monmuji, y no pudo evitar que su corazón fuera apresado por la ternura de Monmuji. Nadie podía presagiar que años después, el azar los iba a juntar de nuevo en la lucha por lo amado en un local acosado por almas oscuras.  Se miraron,en silencio se reconocieron, las dudas surgieron, las últimas noticias que había tenido Monmuji es que Liblover había huido de Siria al estallar la guerra, había estado viviendo allí durante cinco años después de que su madre enfermara y un médico les hubiera aconsejado escoger un país más cálido. Ahora , él, su amor oculto, estaba allí …

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s