VIDA ESTRELLADA

Vuelan las discordias

frente a mí,

los intereses

aporrean mi ventanilla,

los puestos se sortean

entre los asientos,

miles de alas rotas,

vuelan

en dirección incorrecta,

capital rechaza cinturón,

sólo entiende

de riesgo

en cuerpo ajeno.

Mi ser cae al suelo,

cierro los ojos,

me dejo llevar.

Ojalá hubiera

roto aquellas

primeras esposas,

hoy tendría

una sensación

de libertad.

Deja un comentario