IMAGINA

Imagina, un te echo de menos, recordando una sonrisa en el día nuevo.

Imagina, olvidar motivo y causa de torpe adiós.

Imagina, borrar la última lágrima derramada en la arena, ausente entre el barullo de la gente.

Sólo un instante.

Imagina.

Imagina, mirada pérdida evitando el reflejo del mundo … en tus ojos. Al tiempo, deteniendo las prisas de sus torpes agujas, mientras el mundo mira corazones palpitar y enmudece el orgullo.

¡IMAGINA!

Deja un comentario