MINUTOS

Los minutos se escapan por la ventana de su vida, atrás se quedan solos entre vías, recordados en pequeñas maletas. Les acompañan un pasado con el frío resguardado, llorando todos caminan en lánguida melancolía. Las nubes corren, buscan el cielo de ayer, el que con su viento, besó sin querer. Y respiran la brisa, con la prisa en soledad de aquel atardecer, donde un alma empezó por fin, a entender. Se fue el sol y con él la esperanza, pero mañana volverá a salir, la certeza regresará de la ceniza de los miedos. Lo sabes. Lo sé. Ellos se irán, nosotros detrás.

Deja un comentario