AGONÍA LIBERAL

¿No es verdad demonio odiado,

que en este muro apartado,

todo se encuentra bien disparado?.

¿No es mentira demonio mío

que el hambre se mide en cinta,

de dedo meñique,

mientras tu tripa se

hincha a placer?.

¿ No es cierto ángel de la

oscuridad

que tus manos ahogan la ilusión

de respirar cada mañana al

despertar?.

Lo sabes, tu tiempo, se está

acabando,

cuando dejen de creer en tí,

tu vanidad se habrá consumado,

y el mundo, habrá ganado.

Deja un comentario