ELECTROSONIDO

Quieren revisar su corazón,

no suena … dicen,

lo que no saben

es que enmudeció

una mañana de Mayo,

cuando caían las hojas,

y el viento soplaba,

bajo el orbayo

de su alma.

Desean probar

su fuerza,

cuando la valentía

ha agotado paciencia,

no baila bien,

agotado ritmo

entre corazón y alma.

Ambos han sufrido,

han sentido las fauces

de la vida,

cuando parecía que tragaba

ella poco a poco

era devorada.

Mostrando los iguales

ante el espejo,

justo en el momento

en que confió

secreta confesión,

siente como la traición

rompe una parte

del unísono sonido

de su corazón.

Ansían y no saben,

que lo que le mata

es respirar aire muerto,

y que el tiempo

le va dando patadas

entre el grillido

de una vejez anunciada.

Esa, aunque no parezca

llega sin previo aviso,

y tiñe sus mañanas

de cansancio y canas.

Pero no crean,

su latido persiste

sobre la tempestad

del silencio aunque

le quieran censurar.

Deja un comentario