TRAICIÓN

Quién prueba el néctar

de la traición,

repite manjar.

Buena atención

mostrarás,

para recoger

lo útil,

y cuando veas

soga llegar,

recuerdes

sin remordimientos

en tu boca.

Al final,

la piedra

recorrerá tu corazón,

cesando latido

por silencio.

No temas,

alguien creerá lo vomitado,

frotara tu cuerpo,

y la luz

qué un día tuvieras

emergerá

de la nada.

Tendrás otra oportunidad,

de ser Bato,

y volverás a caer,

una y otra vez,

erosionando

cualquier estela,

agazapando

cada traición.

Nunca oses

mirar los ojos,

de quién

con una visión

todo contempló.

Porque la roca,

se puede romper,

con las feroces fauces

de la verdad.

Deja un comentario