LA IMITACIÓN

La araña

se escabulle

en el bullicio

buscando igual

a envenenar.

Escupe sanguijuelas

por su vientre,

miles de patas

la estrangulan.

Quiere devorar

al Dios que un día

la abandonó.

Vagancia

inunda piedras,

camina en busca

de ocurrencia.

Avaricia rompió saco,

fiera agazapada

en la tela,

esperando nueva presa.

Mientras sigue mintiendo,

al amor ausente

buscando sustituta

de defectuosa imitación,

en la red que sin piedad

atrapa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s