1 DE NOVIEMBRE DEL 2018

Camino sobre los pasos del frío,

dejando las huellas del presente

con pasado entrado,

en el ocaso del existir.

Miro al horizonte,

las canas cubren montañas,

huelo el frío sin persianas

colándose por las rendijas

de pequeña ventana.

Mi cuerpo se encorva,

ante la gelidez

de tal ingravidez

llamada vida.

Ceso mi paso,

vuelvo a mirar,

en la lejanía

de aquella montaña,

le veo

en la profundidad

del recuerdo,

perdido en aquel deseo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s