EL SONIDO DE LA LUCHA

A veces se ve en una lucha pasada rebelándose contra las cuerdas que rasgan su piel.

Como si fuera presente siente que ya ha sido el final en un momento del torcido camino, siempre la misma sensación de nunca acabar la lección y sucumbir a las agujas del reloj con la tristeza de la rendición.

Entonces levanta su alma y recuerda que un día fue pájaro libre que nadie pudo enjaular, deja de nuevo sus alas desplegar, sin pensar en los cazadores que quieren de nuevo callar la voz.

Esta vez, tomará la precaución de versar lo que ocupan sus labios en cualquier lugar, dejará que esas dagas silábicas en versos libres, levanten sus alas y dejen el espejo frente a sus ojos.

El cristal se romperá, provocando el reflejo de quién ve su tiempo expirar y cómo sus palabras sentencian olvidos de ediciones limitadas de latidos.

Y el sentir muere por el valor del papel con el nombre y apellidos a su merced.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s