LIBERACIÓN

Es un clásico

en reconstrucción

con carrocería

en buen estado

e interior

pendiente de revisión.

Es la confesión

susurrada

en una escondida

esquina.

La madrugada

acariciando el amanecer,

en una copa

de conciencia.

Es el beso

posando sus alas

en la delicadeza

de una acaricia.

Unas manos

tocando deseo

sobre la desnudez

de una memoria.

Es todo lo que el mundo

desconoce

perdido en la mediocridad

de una puñetera etiqueta.

Cogí las tijeras

corté los hilos

que le ataban.

Le di la libertad.

Deja un comentario