Niña perdida

Árboles, manos entrelazadas, no existe nada que separe ese amor y lo destruya con convivencia de días. Verde mirada oculta entre troncos, alzando humildad ofreciendo lo carecido sin pensar en el mañana. Sobreviven entre besos y bondad, alimentando lo crecido en salvaje cadena genética, dónde un día nació su amor. Ese eclipse nos nubló la razón, tembló al ver nuestros vuelos tiritar, mi piel erizó destino y supo entender lo largo de la soledad. No le culpes, no entendía de sentimientos fluyendo por las maderas ni de la oscuridad que ocultaba luz tras la triste mirada … de una niña perdida.

Un comentario

  1. Sin palabras.Solo mi niña interior podría decirte que así se siente ella.

    Besos.😘😘😘😘😘😉

Deja un comentario