Perversión

La probabilidad de que labios se unieran a la luna del gesto, tiempo medido por el rasero de la imprudente hora, ola empujando el acantilado con el salitre de la prisa, tú allí.

La canción callada en radio apagada, un sándwich compartido, tiempo medido, con el aprecio de toda una vida, ella allí.

Mirada buscando respuesta en cada movimiento, como si los cuerpos fundieran esperanza en cada nuevo intento y crujieran huesos perdidos en el calcio de alguna memoria, él allí.

Apaciguados los demonios, entre miles de sacrilegios, negocian las cartas para ponerlas boca arriba provocando el estriptis de la Sota de oros mientras el Rey se baña desnudo en la poza del engaño, alguien así.

Desfila la vida, veo perseguir felicidad escondida en la barra de cualquier pensamiento, traslúcido, esporádico y ciertamente efímero, vosotrxs en él.

Tiempo pasa, un foso con etiqueta espera, cualquier momento será rellenada con sueños y ¿sabes qué?, estaremos dentro de uno de ellos y entonces la calma llegará para pervertir alma, todxs estaremos en él.

Deja un comentario