Semillas del dolor

Huelen los recuerdos en el tren del silencio, duelen las heridas de estaciones pérdidas, lloran las cunetas vacías de vida.

Camina la historia entre páginas olvidadas, fronteras siguen matando huídas de muerte, hambre se ahoga entre maderas putrefactas.

Madre tierra es maltratada, sus hijas mancilladas, negro diamante mata, esclavitud en el octavo intento, precariedad tatúa espaldas mojadas, áridos ríos.

Almas resisten planeta sobre fuertes corazas, aúllan dolor de cenizas, plantan miles de esperanzas, limpian pulmones con puro aire.

Las semillas del dolor, rearman la fuerza de sus brazos, caminan fuertes entre el gentío y muestran la valentía del oculto poder.

Aún la esperanza de lo pobres pueden levantar expectativa, quién más puede no todo obtiene, hay algo que jamás podrán comprar, lo sabes.

En ausencia silban las memorias borradas, alguien abre página y le cuenta al oído el gran secreto … tchs calla, tímpano bala.

Aparta avaricia de ojos rompiendo secreto, saco abraza alma, eso … se tiene, no se compra ni se vende.

Deja un comentario