Temor

Un escalofrío recorre mi espalda
las lágrimas del silencio avanzan por los arrecifes con rejas y sigue la igualdad negando realidad.

Quieren que vuelvan las edades del miedo, lo inyectan en cada cueva del viento y la luz se vierte sobre las esquinas aprovechando veneno.

Dicen que alimentar vientre es menos importante que saciar el suyo, que la verdad del albedrío debe ajustar cimientos para evitar que lo putrefacto recorra nuestro río.

El pasado quiere regresar cuando los muertos aún hablan, las cunetas cuentan y los pasados se ocultan tras sábanas de lágrimas, quieren volver a ocupar negado trono.

Nuestra sangre fluye por venas del mundo y cantan la canción que mece alma, vampiros escondidos entre palabras intentan convencer corazones de seres, océanos sin mares inertes.

Temo que la vida nos lleve hacia el abismo y no sepamos decirle… ¡basta, tu tiempo ha muerto!, el nuestro ha comenzado.

Hoy encontré la luna escondida tras las nubes de la noche, no pude evitar mirarla con el temor de que mañana no recordemos lo que fue ayer.

Deja un comentario