Mensaje guardado (NV)

Vacío agarra cuerpo, paredes blancas se han quedado sin sentimiento.

En la perchas del armario cuelgan emociones apresadas en cada hilo que enreda la ropa perfectamente apilada.

Pasillo acumulado con varios destinos en su mapa, lejanía y cercanía empaquetados en un nuevo traslado.

Todo suena a eco, incluido el latido de su corazón envuelto en papel de regalo y guardado en el último baúl cerrado.

Un mensaje en su piel pegada:

» Sólo abrir,

si vas a cuidar,

si no… déjalo estar».

Deja un comentario