Nube

Busca en la quietud de las palabras la noche cerrada, el surco de las señales en el cielo tan distantes, garabatea intenciones en el rocío de la mañana.

Desesperada revuelve los pensamientos que se pierden en el susurro del pájaro, horizonte de silencio habla de lo vivido en su viaje.

Oye las cataratas de la vejez, caminar veloz entre las pequeñas manos, ya no corretean los pasillos del alma, caminan con la misma presura de ancestrales piernas.

Asume los delitos de haber intentando hallar la montaña en la llanura, el acantilado en el interior y una voz que abrazara eternidad.

Mañana regresará a mi ventana, yo la esperaré y me contará todo el amor y dolor regado en el ocaso de las edades,  restará lo que reste, seguro, ella estará.

Si hay algo casi cierto es que cada día las nubes regresan, te cuentan entre dibujos y vientos el mundo recorrido. Hoy me ha contado la historia de un perro.

2 comentarios

  1. Me gusta tanto leerte.
    Y es cierto lo de que las nubes te hablaron de un perro. Yo lo veo claramente. Es curioso los dibujos que hacen las nubes.

    Besines😘😘😘😘😘🌹🌹🌹🌹🌹👏👏👏

Responder a montsemonblog Cancelar respuesta